Aprender a hablar con pictogramas

Comparte en tus redes:


A partir de la experiencia con mi hijo me gustaría compartir  un material que fui creando hace unos años con todos los padres que tengan un niño con algún tipo de trastorno en el lenguaje y también con aquellos que quieran usarlo como una herramienta para enseñar a leer a sus hijos de una forma más sencilla y natural.

Los ejercicios que os podéis descargar están realizados desde la más pura intuición pero al analizarlo con retrospectiva me di cuenta que había una estructura lógica que iba pasando por diversos niveles conformando un todo coherente. La idea en la que se apoyan estos ejercicios es muy sencilla:

Por una parte capturar la atención del niño con fotos e ilustraciones escogidas con mucha paciencia y que son capaces de transmitir un concepto, un significado, un contexto,  o una acción con gran claridad y por otra  hacer llegar esa información al niño a través de un lenguaje  'intuitivo y directo' y aquí es donde entran en juego los pictogramas.

 

Los pictogramas son el elemento clave de estos ejercicios, aunque como es lógico a medida que se avanza estos van desapareciendo en favor de la escritura.


No vais a encontrar ningún método novedoso porque de hecho psicólogos, logopedas y maestros en audición y lenguaje hacen uso de láminas y pictogramas.

 

Sin embargo, cuando lo necesité hace unos años encontré un déficit incomprensible en calidad, extensiónestructura  en el material que iba analizando para que le fuese útil a mi hijo.

 

Material con poco impacto visual y sonoro, material recargado de pictogramas (pictogramas para las preposiciones, artículos, conectores, etc.) que consiguen el efecto contrario al que se persigue que no es, ni más ni menos, que facilitar mediante apoyo visual la comprensión de una palabra, concepto o mensaje.

 

Tampoco encontré material completo como para poder emprender un programa de estimulación serio salvo excepciones muy contadas que quiero proyectar también en este espacio y hacer una referencia a sus autores por su magnífico y decisivo aporte.

 

Y diría que lo peor fue encontrarme textos muy mal escogidos porque estaban llenos de palabras que si uno se paraba a pensar un poco no entraban dentro del vocabulario habitual del niño

 

" Los segadores recogen el trigo"

 

Intenta explicarle a la mayoría de los niños que comienzan a decir unas primeras palabras qué es un segador y qué es el trigo. ¿O acaso se le escapó a quién publicó esa lámina que no importaba no tener antes algún tipo de referencia sobre lo que se está intentando nombrar?

 

Cuando comencé a trabajar con las primeras frases simples y agoté los verbos comer y beber  y alguno más de mi lista me pasaba días y días pensando qué verbos describían acciones habituales para él y que además fuese relativamente fácil encontrar una foto que representara dicha acción de una forma nítida.

 

Ya os digo que no fue nada sencilla esa labor aunque cuando uno ve el resultado parece más que obvio que tenía que ser así.

Cuando comencé a pensar cómo podía ayudar a mi hijo enseguida supe que tenía que ser capaz de captar su atención porque si no lo lograba no habría nada que hacer. 

 

Por ello el estímulo visual y auditivo son esenciales. Por supuesto ayudará mucho si dispones de una pantalla grande a la que puedas conectar el ordenador y también otros factores como escoger el momento del día que se adapte más a él y os aconsejo que sea siempre el mismo. Si además eres una madre o un padre la mar de ocurrente y de divertido estarían ya los ingredientes más importantes.


Espero que os resulte útil y que sea tan beneficioso como lo ha sido para Alejandro. Mi hijo actualmente no ha resuelto su problema del todo pero habla, asiste a clases en su colegio como uno más y saca buenas notas. Lo cual es una gran alegría para mi y seguro que saber esto puede os puede inducir mucho sosiego y esperanza para con vuestro hijo.

 

Antonio Torres

CEO del proyecto educativo Smart Academy.